Pavimento industriale in gomma

El suelo de goma industrial es una de las alternativas de pavimento industrial por las que han optado numerosas empresas y distintas industrias, para mantener sus estándares mínimos de seguridad y fácil instalación.

Aunque se trate de un material sumamente sencillo, aporta varios beneficios sumamente útiles. No obstante, se deben tomar ciertas precauciones para sacarle el máximo provecho a esta clase de suelos industriales.

¿Qué es el suelo de goma industrial?

suelo de goma

Esta clase de suelos, generalmente fabricados a base de caucho, presentan distintos acabados y relieves que se adaptarán a los gustos y necesidades de quien escoja este material. 

Pueden encontrarse en el mercado en grandes cilindros, los cuales, luego se deben adaptar a la geometría del suelo donde serán colocados.

Dada la facilidad y la rapidez con la que se puede instalar estos suelos sintéticos, se suele colocar en espacios donde hay una constante circulación peatonal, tal como ocurre en estaciones de subterráneos, aeropuertos, supermercados, etc, pero no están concebidos para espacios donde haya material pesado en movimiento.

Según sus diferentes acabados, los patrones más usados son:

  • Pavimento de círculos.
  • Pavimento Checker.
  • Pavimento de diamantes.
  • Pavimento estriado o rayado.

¿Por qué se usa el suelo de goma industrial?

Principalmente se debe entender que en toda industria, se requiere de suelos resistentes, minimizando así, problemas y dinero a todo aquel que decida hacerse con este tipo de material. 

Esto es algo que puede evitarse con el suelo de goma industrial y un mantenimiento adecuado. Y es que si se mantiene en condiciones óptimas, puede durar varios años.

Dentro de todas las ventajas del suelo de goma industrial, su atractivo principal es su propiedad antideslizante, siendo común ver estos suelos en superficies inclinadas o con escalones. 

Materiales como estos, son excelentes absorbiendo impactos y el sonido, lo que proporciona una sensación agradable al caminar sobre él y al emplearlo en lugares con mucho ruido.

Por las características expuestas anteriormente, es cada vez más común ver este tipo de pavimento de goma industrial, en las granjas, caballerizas o espacios similares.

Precauciones al utilizar el suelo de goma industrial

A pesar de que es un material resistente y duradero, solo se le puede sacar el mayor provecho a estos suelos realizando un debido y periódico mantenimiento

Y precisamente sus atractivos relieves, son los responsables de que acumulen suciedad fácilmente, haciendo necesaria una constante limpieza.

Incluso su uso y limpieza debe ser hecho con algo de recelo, porque aunque sean pavimentos resistentes, el uso excesivo e imprudente de químicos, escobillas rígidas y agua a presión puede desgastar de forma prematura las láminas de goma.

Además de la constante limpieza, se debe tener especial cuidado con los impactos y con los objetos filosos. Todos aquellos objetos, estanterías y maquinaria con bordes agudos puede comprometer la integridad de estos suelos.

Alternativas para los suelos de goma industrial

Como se ha podido observar, los suelos de goma industrial están pensados para zonas donde haya un fuerte tráfico de personas, pero nunca para zonas donde se vayan a mover materiales pesados o haya maquinaria industrial. Para esto, hay otras alternativas de pavimentos industriales, que pueden resolver los problemas que buscan solucionar estos suelos de goma industrial sin sacrificar los beneficios que ofrece este material.

  • Adhesivos, para zonas precisas donde deba mejorarse la adherencia.
  • Suelos epoxi, muy resistentes y con acabado agradable a la vista.
  • Hormigón pulido, una opción que ofrece beneficios en todo sentido.

Dicho esto, si buscas realizar una inversión que se recupere en el tiempo, y que ofrezca garantías a largo plazo con un menor costo de mantenimiento, el hormigón pulido es una de las mejores opciones a considerar.